Ésta que soy,
la mujer triste,
la mujer sensible,
la mujer rota;
la que desaparece por momentos
porque cruzó de continente,
la que busca nuevas formas de quemar(se) los prejuicios
y que vive cada día como el último.
Ésta que soy,
la que mezcla palabras en inglés:
this is me, then;
la que quiere querer y quiere que la quieran,
la chica melancólica,
la que escribe desde el corazón
porque no conoce otra manera:
there’s a loudness to my feelings.
Esta mujer,
la que escribe para darse,
la que solo sabe llorar en soledad,
la que se abre de brazos a mitad del vendaval;
la que extraña,
la que duele;
la que acepta la tristeza como fuerza natural.
La mujer que más que cambiarse de ropa
prefiere cambiar(se) de piel.
Esta mujer, soy…
and I’m the only one that I want.


sol

A los 10 años encontró refugio de la ciudad de la furia en una máquina de escribir. Más tarde conectaría con la escritura de viajes en un intento de traducir la mirada poética sobre el mundo que la rodea. Desde entonces, se ha alejado y ha vuelto a la poesía como quien vuelve a los brazos del amante: buscando calor.

1 Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Categorías

 

“Palabra por palabra y minuto a minuto; querer tocar”
—Robin Myers— ❧

Archivos